Carlos Amel Oliva líder opositor de la juventud santiaguera, “como él, HAY POCOS…”

santiago

En una visita reciente a la provincia Santiago de Cuba tuve la oportunidad de dialogar con una señora del Reparto Altamira. Hablamos de la realidad cubana y también de los luchadores pacíficos que cada día son más en esta provincia. Ella me pidió que compartiera en este blog su criterio al respecto.

“Soy cubana y por ende, crítica de las cosas que no marchan bien, incluyendo las de mi terruño, nunca dejo de mencionar en mis escritos, la eternidad de las gestiones en pos de resolver problemáticas que hoy nos afectan; nuestras calles de Altamira por poner un ejemplo, entristecidas por sus baches y el pasar de los autos que se convierten en un constante dolor de muelas, ellas también necesitan que esa eternidad se acorte para hacer gala de sus 500 años de fundada.

Esta crónica, si así pudiera llamarse, va más allá de estos muros, para entrar en la polémica de lo objetivo, lo abstracto y la realidad. No me duele saber que en mi Santiago de Cuba, aunque todavía imperceptible, existen aquellos llamados líderes opositores; por qué me dolería si he apoyado parte de sus razones y las denuncias que publican. Soy una mujer de avanzada edad, pero a tono con todo lo que pasa en mi tierra, desde los diálogos entre Presidentes de Estados hasta las más absurdas de las contradicciones entre líderes opositores, por así llamarlo, haciendo gala de la educación que me inculcaron.

Entre los opositores despertó recuerdos de mi rebeldía juvenil José Daniel Ferrer, con el tiempo y otras cosas que pude conocer, gracias a él se consolidó también mi sentido de la cubanía y la honestidad humana.

Pero ahora, sin temor alguno lo digo, ya sus niveles de inteligencia esquemática y gestiones como guía, están en la parábola decreciente, sin mencionar temas relacionados con la ética y el ejemplo personal; es una lástima, me hubiera gustado que fuera él quien cargara con la victoria o la derrota, la historia demuestra que no tendrá la oportunidad. Siempre he dicho que: “Un tren que sale vigoroso, nunca llega a su destino, si a pesar de que tenga en buen estado la carrocería, su motor como esencia, va degradándose al pasar del camino”.

Por suerte, en estos momentos creo que lo mejor y auténtico que ha hecho es formar a un joven líder que viene dando muestras de su valía, su nombre, Carlos Amel Oliva. ¡Que juventud tan serena y firme la que muestra!, ciertamente volví a mis inicios. Tuve la oportunidad de escuchar uno de los debates de Amel, me dejó sin palabras, solo hay que verlo con la transparencia y fluidez con la que se comunica, sin necesidad de gargantear ni asumir patrones de voces como una clase de canto. Su ejemplo personal se le sale por la ropa y mejor aún, sus ojos transmiten seguridad, no violencia; realmente tiende a enganchar vagones de cañas como quien fuera a la mayor molienda de la historia.

Ese día, sin darse cuenta, de seis a siete personas a mi lado, lo siguieron en ideas sin vacilar. Supe también que ha viajado al exterior a prepararse y que goza de buena aceptación, que bueno, ojalá se mantenga.

En el mundo existen buenos analistas que se interesan por jóvenes de esta calidad, y sin dudar, lo convierten en una personalidad, con la mayor visibilidad mediática posible, y aunque no se vea, gradualmente pasan a asumir responsabilidades mayores pues arrastran pueblos, en ocasiones no solo por la preparación sino porque vienen recomendados y validados por los que pagan, es un fenómeno lento y aplastante, este caso, creo que puede ser auténtico, y para lograrlo debe despojarse de todo hábito que atente a ello.

Como las cosas van cambiando con el pasar del tiempo, pueda que en mi vejez me incline a votar para que este joven me represente. ¡Qué bueno que existan jóvenes así! ¡Qué bueno que sigue preparándose!, de todas formas mantendré las expectativas porque no sabré cuál será su curso, pero estoy segura que como él, HAY POCOS…”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s